sábado, 27 de junio de 2015

Declaración Universal de Derechos Humanos
 (10/DIC/1948) PARÍS, FRANCIA


La Declaración Universal de los Derechos Humanos, es el primer instrumento internacional que  enuncia una concepción común en todos los pueblos, en el sentido que “los derechos  son iguales e inalienables para todos los miembros de la familia humana”.

Fue adoptada y proclamada por la Resolución de la Asamblea General de Naciones Unidas número 217 A (III)


Sus principios básicos consagrados, se encuentran contenidos en más de  200 tratados Internacionales y Protocolos, así como en innumerables normas consuetudinarias y principios generales del derecho internacional en general, por contener un catálogo integral de derechos y libertades.

Fue erigida en nombre de  la Dignidad y la Autonomía de la Persona Humana,  con el fin de albergar los valores fundamentales de Libertad, Igualdad, Justicia, Seguridad y Fraternidad

La Declaración enumera los derechos civiles, políticos, económicos, sociales y culturales básicos de que debe disfrutar todo ser humano. Ha sido aceptada de forma generalizada como un instrumento que contiene las normas fundamentales de derechos humanos que deben ser respetados, protegidos y realizados.

La Carta de las Naciones Unidas, establece las mujeres y las niñas, tienen el derecho de participar en condiciones de igualdad en la vida política, civil, económica, social y cultural, a vivir libre de la violencia de género  y que se erradiquen todas las formas de discriminación basados en el sexo, tanto en el plano nacional, regional como internacional.

Los instrumentos fundacionales del Sistema Universal de Derechos Humanos, equiparables al desempeño de los textos Constitucionales en los Sistemas Jurídicos Nacionales y que conforman la Carta  Internacional de Derechos Humanos  son los siguientes:
  •  La Declaración Universal de Derechos Humanos. (1948)
  •  El Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales y  Culturales. (1966)
  • El pacto internacional de derecho civiles y políticos y el Protocolo Facultativo de este ultimo pacto. (1966) 
La Declaración debe ser considerada como un documento base, para la construcción de políticas públicas en derechos humanos, por estar considerada como el principal referente y fuente de derechos, pues contiene todos los principios que anuncian derechos y libertades fundamentales;  así como, por su dimensión simbólica-cultural, la exigencia ética y el imperativo moral entre los individuos y los Estados.

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...